Acceso abierto al conocimiento científico

Podemos definir el acceso abierto al conocimiento científico como el acceso inmediato y sin restricciones (registro, suscripción o pago) a artículos de investigación científica de revistas especializadas con peer review (revisión por pares). Esta definición se basa en la inicialmente establecida por la Budapest Open Access Initiative en diciembre de 2001 y que ha sido la base de todo el desarrollo posterior de la temática

Logo Acceso Abierto

Acceso abierto significa que cualquier usuario pueda leer, descargar, copiar, distribuir, imprimir, buscar o enlazar los textos completos de los artículos científicos y usarlos sin ningún tipo de barreras económicas, legales o técnicas más allá de otorgar a los autores el control sobre la integridad de su trabajo y el derecho a ser adecuadamente reconocidos y citados.

El acceso abierto supone, por tanto, una manera gratuita y abierta de acceder a la literatura científica.La definición dada por la Declaración de Budapest, siendo la más conocida y sencilla no es única. Existe también la Declaración de Berlín sobre acceso abierto, aprobada el 22 de octubre de 2003 por representantes de varias instituciones europeas, convocados por el Instituto Max Planck. La Declaración de Berlín, establece dos condiciones que deben cumplir las contribuciones de código abierto:

      El (los) autor(es) y depositario(s) de la propiedad intelectual de tales contribuciones deben garantizar a todos los usuarios por igual, el derecho gratuito, irrevocable y mundial de acceder a un trabajo erudito, lo mismo que licencia para copiarlo, usarlo, distribuirlo, transmitirlo y exhibirlo públicamente, y para hacer y distribuir trabajos derivativos, en cualquier medio digital para cualquier propósito responsable, todo sujeto al reconocimiento apropiado de autoría (los estándares de la comunidad continuarán proveyendo los mecanismos para hacer cumplir el reconocimiento apropiado y uso responsable de las obras publicadas, como ahora se hace), lo mismo que el derecho de efectuar copias impresas en pequeño número para su uso personal.
      Una versión completa del trabajo y todos sus materiales complementarios, que incluya una copia del permiso del que se habla arriba, en un conveniente formato electrónico estándar, se deposita (y así es publicado) en por lo menos un repositorio online, que utilice estándares técnicos aceptables (tales como las definiciones del Acceso Abierto), que sea apoyado y mantenido por una institución académica, sociedad erudita, agencia gubernamental, o una bien establecida organización que busque implementar el acceso abierto, distribución irrestricta, interoperabilidad y capacidad archivística a largo plazo.

Por hoy, esto es todo. En próximas entradas volveremos sobre la temática. De momento, os dejamos con un pequeño vídeo de la Asociación de Bibliotecas de Investigación de Canadá, donde ilustra perfectamente el mayor problema en la divulgación científica, el coste del acceso, y los efectos del acceso abierto sobre él.

2 comments to Acceso abierto al conocimiento científico

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>